1 jun. 2013

Brooklyn, la ciudad gemela que fue engullida por Nueva York.

Detalle de la impresionante “vista de pájaro” de Brooklyn, dibujada por C.R. Parsons y publicada en 1879 por Currier&Ives.
Hasta finales del siglo XIX, Nueva York era solamente Manhattan.
En aquel tiempo, la isla y su entorno estaban creciendo muy rápidamente, pero lo hacían sin una visión de conjunto, cuestión que complicaba la resolución de los temas comunes a todo el área. Como consecuencia, en 1874 se inicia un proceso de agrupación territorial de Nueva York y su entorno, que finalizaría en 1898 con la creación de la “Gran Nueva York” (City of Greater New York). Con esta operación de anexión territorial, se unieron a la ciudad de Nueva York, parte del Condado de Westchester, y los condados de Kings, Queens (casi completo) y Richmond. Desde entonces, Nueva York se organizó administrativamente tal y como se la conoce hoy en día, con 5 grandes distritos: Manhattan, Brooklyn, Bronx, Queens y Staten Island.
Brooklyn, la ciudad gemela que había nacido en la otra orilla del East River (y llegó a ser la tercera ciudad más poblada del país) será nuestra primera etapa. El actual distrito neoyorquino acoge algunas de las zonas residenciales más prototípicamente “neoyorquinas” y alberga tesoros como el Prospect Park de Olmsted y Vaux, el peculiar e histórico parque de atracciones de Coney Island o el Puente de Brooklyn que lo une con Manhattan. En este artículo analizaremos la evolución de Brooklyn hasta que se convirtió en parte de Nueva York.


El lugar físico de Brooklyn: la zona occidental de Long Island.
Brooklyn también se encuentra en una isla, aunque ocupa solamente su extremo occidental. La isla es Long Island, un extenso territorio con una clara directriz longitudinal. Su longitud es de unos 200 kilómetros frente a los, aproximadamente, 30 de anchura, aunque su amplitud real es de unos 25 kilómetros ya que por el sur aparece una larga laguna separada del Océano Atlántico por una barrera de arena que recorre casi toda la isla.
Topografía de Long Island, la extensa isla que acoge a Brooklyn en su parte occidental (remarcado en rojo). También se remarca la isla de Manhattan como referencia.
Long Island se encuentra separada del continente por el Long Island Sound  (un brazo de mar del océano Atlántico) y por el East River (que no es un rio, sino un estrecho cauce que es continuación del anterior).
La isla cuenta con una cadena de colinas que la recorre longitudinalmente de oeste a este por su parte central y que recuerda a una especie de columna vertebral. En el extremo suroccidental (donde se ubican Brooklyn y Queens) se encuentra Jamaica Bay, una gran laguna abierta mínimamente por el oeste hacia el Atlántico, que estaba rodeada por marismas y salpicada de pequeñas islas interiores. En la actualidad es mayoritariamente una reserva natural protegida, aunque en su ribera oriental se localiza el principal aeropuerto de Nueva York, el JFK.
Topografía original de la parte occidental de Long Island, el solar de Brooklyn y Queens, con su eje vertebral de colinas y Jamaica Bay al sur.
Actualmente se incluyen en Long Island, cuatro condados del Estado de Nueva York: dos en su parte occidental (Kings  y Queens) que se encuentran integrados como boroughs de la “gran manzana” (con la denominación de Brooklyn y Queens) y otros dos en la zona oriental, Nassau y Suffolk.
Como hemos comentado, nuestro objetivo es la zona occidental de Long Island, la que se encuentra ocupada por dos de los boroughs de la ciudad de Nueva York (Brooklyn y Queens).

Plano de Brooklyn en 1766. El territorio presenta todavía su estado natural con marismas y colinas en el que aparece el primer asentamiento de Brooklyn en frente del sur de la isla de Manhattan donde Nueva York se estaba consolidando.
Brooklyn y la fundación de colonias holandesas en el occidente insular.
El primer asentamiento europeo en Long Island se produjo durante los primeros años de la década de 1630, cuando un grupo de valones (holandeses de lengua latina) llegaron a la bahía que ahora denominamos “Wallabout”. La implantación definitiva ocurrió a partir de  1637, fecha en la que Joris Jansen Rapelje compró a los indios Canarsee algo más de un kilómetro cuadrado de terreno (1,36 km2) en torno a Wallabout Bay. No obstante, tardarían una década en consolidar el asentamiento, ya que no se afianzó hasta que los conflictos con las tribus indias estuvieron resueltos. Los historiadores afirman que el nombre de Wallabout es la transformación al inglés del original holandés  "Waal bocht" que significa "bahía de los Valones" en referencia a los colonos iniciales de la zona.
A partir de entonces, la historia de Brooklyn y de la colonización occidental de Long Island es paralela a la propia de Nueva York. Inicialmente fueron seis las colonias que se implantaron en el oeste de Long Island: Gravesend, Brooklyn, Flatlands, Flatbush, New Utrecht y Bushwick.
Distribución del Condado de Kings (plano del año 1683) con las seis colonias que lo formaban.

Gravesend (1645)
Esta colonia es la primera expresión de la libertad que caracteriza a Nueva York y su entorno, un lugar en el que actualmente conviven razas, religiones y culturas, en una amalgama tolerante, aunque no exenta de tensiones.
Lady Deborah Moody, londinense, había quedado viuda de Lord Henry Moody en 1629 y sus fuertes creencias religiosas (era seguidora del anabaptismo) le ocasionaron graves problemas y persecuciones que la forzaron a huir de Inglaterra en 1639, dirigiéndose al “nuevo mundo”. El anabaptismo es una corriente cristiana, enmarcada dentro de la reforma protestante que se opone al bautismo de los recién nacidos. Con Lady Moody emigraron varios de sus seguidores y se establecieron en Saugus, Massachusetts. Pero también tuvieron que salir de allí en 1643 por los mismos motivos de intolerancia religiosa. El grupo se dirigió al entorno de Nueva Amsterdam (el antiguo nombre de Nueva York durante su etapa holandesa), obteniendo el permiso de los holandeses para fundar en 1645 una nueva colonia, en el suroeste de Long Island. Esta nueva colonia sería denominada Gravesend y se convirtió en un espacio de libertad religiosa (algo extraordinario para la época).
El trazado urbano de la colonia se diseñó como un cuadrado dividido por sus ejes principales en forma de cruz (que todavía persiste en la actualidad).
Arriba el plano inicial de la colonia Gravesend, el primer asentamiento de la zona con su personal distribución en cruz; debajo su estado actual, en el que el núcleo aparece como una excepción a la trama que lo circunda.
Brooklyn (1646)
Un año después, en 1646, a orillas del East River, en frente de la isla de Manhattan, se fundó la colonia “Breuckelen", denominada así en referencia a la ciudad holandesa de Breukelen, por una característica común entre ambas: la existencia de un pequeño pantano (en holandés, broek o breuk, significa pantano, marisma, a lo que se le añade el sufijo diminutivo neerlandés elen). Así pues, el significado original de Brooklyn es “pequeño pantano”.
Al oeste, contiguo a ese primer asentamiento, se elevaba un promontorio sobre el East River que con el tiempo sería conocido como Brooklyn Heights y albergaría el primer crecimiento urbano  de la colonia.
Flatlands (1647)
La nueva colonia fue fundada por los holandeses como “New Amersfoort”, en 1647, pero cuando pasó a estar bajo control británico, éstos cambiaron su denominación por la de Flatlands (tierras llanas). Fue una zona de granjas dedicadas al cultivo agrícola que ocupó las llanuras que descendían hacia las marismas de Jamaica Bay.
Flatbush (1652)
En el centro del territorio fue fundada en 1652, también por los holandeses, otra colonia que recibió el nombre de “Midwout”. Los ingleses la rebautizaron como Flatbush (terreno de monte bajo o arbustivo) ya que ocupaba los terrenos de las laderas sur de las estribaciones centrales de esta parte de Long Island. Su carácter fue eminentemente rural con granjas agrícolas y ganaderas que se agrupaban junto al camino que conectaba Brooklyn con Flatlands.
New Utrecht (1657)
En 1652, Cornelius van Werckhoven uno de los principales accionistas de la WIC (Compañía Holandesa de las Indias Occidentales, West-Indische Compagnie ó WIC ) compró las tierras más occidentales de Long Island a las tribus Canarsee y Nyack. Tras su muerte en 1655 se gestionó la venta de lotes de terreno para su explotación agrícola y ganadera, creando una nueva colonia que se denominó New Utrecht en homenaje a la ciudad de los Paises Bajos en la que había nacido Werckhoven.
Bushwick (1661)
Bushwick fue la última de las seis colonias iniciales de la zona. Fundada en 1661 como “Boswijck” denominación holandesa que significa “aldea en el bosque”. Se ubicó en los terrenos que quedaban entre Wallabout Bay y el arroyo Newtown Creek (que serviría de delimitación con el futuro Condado de Queens). No obstante la colonia se ubicó en el interior alejándose de las zonas costeras del East River.

La disputa entre británicos y holandeses por el control de la costa este norteamericana acabó en un conflicto entre ambos países que se saldó con la victoria británica en 1664. Desde ese año todas las colonias holandesas pasaron a estar bajo su control. Aunque muchas de ellas cambiaron de nombre (como algunos de los casos anteriores o el más conocido de Nueva Amsterdam que pasó a denominarse Nueva York) la situación de los diferentes asentamientos no sufrió grandes variaciones.
Bajo la administración inglesa, en 1683, el territorio de las seis colonias fue agrupado con la denominación “Condado de Kings”, convirtiéndose en uno de los 12 condados históricos de la, entonces, provincia británica de Nueva York. No obstante, era una agregación administrativa y, cada colonia conservó su autonomía funcional.
Las colonias, de carácter agrícola, evolucionaron lentamente con la incorporación de algunas granjas nuevas pero sin que esto supusiera ningún cambio en el estilo de vida y con poca repercusión en el crecimiento general de la zona.
La zona se convulsionó durante el periodo de la Revolución norteamericana (1776-1783) interrumpiendo la apacible vida de ciudadanos y granjeros. Los colonos tomaron partido mayoritariamente por los británicos, proporcionando a éstos una base segura para los acuartelamientos de sus tropas. El Condado de Kings fue el escenario de la Batalla de Long Island (ó Batalla de Brooklyn) que tuvo lugar en el entorno del actual Prospect Park. Fue la mayor batalla de la Guerra de la Independencia y en ella resultaron derrotados los rebeldes, aunque finalmente las tropas independentistas lograrían finalmente la victoria y la creación de un nuevo país, Estados Unidos de América.

El Condado de Kings y Brooklyn, entre las dos Guerras (1783-1865).
Tras la Guerra de Independencia, las riberas del East River situadas enfrente de la isla de Manhattan asistieron a un proceso de rápida urbanización. El servicio de transbordador a vapor que cruzaba el East River hacia Nueva York desde 1814, convirtió los Brooklyn Heights (los Altos de Brooklyn situados en la ribera frente a Manhattan) en un núcleo dormitorio para la City, acogiendo algunas de las grandes residencias de las clases privilegiadas neoyorquinas. En 1816, Brooklyn se constituyó como Village.
El primer trazado de Brooklyn en 1816, cuando se constituyó en Village. La curva de Fulton Street (actual Old Fulton St. y Cadman Plaza W) marcaba el límite del núcleo urbano que coincidía con los Brooklyn Heights.
Village, Town y City son tres términos que históricamente marcaban diferencias de estatus entre los asentamientos (aunque no hay un criterio objetivo y común para todo el país). En líneas generales, los asentamientos dispersos de las colonias se integraban en un County (Condado), que estaba dirigido por un consejo o comisión que tenía la misión de supervisar el territorio. Dentro de cada County, el Village era el escalón urbano menor, y suponía la existencia de una comunidad agrupada y mínimamente organizada, superando la situación individualista de las aldeas y granjas (que únicamente tenían la supervisión administrativa del Condado). La consideración de Village implicaba la gestión de ciertos servicios elementales (con la consiguiente recaudación de impuestos para financiarlos) y la de un gobierno común, que podía ser a través de una “junta” o de un presidente. Con la palabra Town se hacía referencia al resto del territorio de la “colonia” que, ajeno a esa organización elemental, mantenía su autonomía y el individualismo de sus habitantes. En el caso de ausencia de Villages, la colonia y el Town eran lo mismo. El establecimiento de la City unificaba ambas formas (núcleo compacto y territorio disperso) creando la entidad administrativa de la que dependía todo el término municipal que pasaba a estar gestionado unitariamente bajo el gobierno de un mayor (alcalde).
El desarrollo industrial de la parte norte del Condado de Kings (es decir los territorios costeros de Brooklyn y Bushwick) se aceleró. En la ribera vecina de Bushwick, se estaba consolidando un núcleo urbano que inicialmente se llamó “Bushwick Shore” que terminó también convirtiéndose en Village en el año 1827 recibiendo el nombre de Williamsburgh. La ribera del East River se estaba consolidando de forma vertiginosa.
El crecimiento de Brooklyn continuó imparable y en 1834 el Village y el Town de Brooklyn se unen para forma la City de Brooklyn. Desde entonces será dirigida por un alcalde propio (mayor).
Por otra parte, el desarrollo de Williamsburgh, debido fundamentalmente a las actividades portuarias, hizo que en 1840 se le asignara un territorio propio, un Town independiente, que se segregó de Bushwick. Finalmente, en 1851, Williamsburg se convierte en City (fusionando Village y Town y perdiendo la “h” final de su nombre original). Entonces fue organizado en tres distritos (wards). Los dos primeros correspondían al núcleo existente y se denominaron “South Side” y “North Side”. El tercero lo integró la ampliación del Village inicial que colmató todo el Town. Las tres zonas mantienen actualmente su identidad. La separación entre las dos primeras es la calle Grand.
En 1842, el Condado de Kings seguía siendo mayoritariamente rural. Las excepciones aparecían en Brooklyn y Williamsburg. El trazado del ferrocarril que conectaba Brooklyn con Queens hacia el este sería el responsable del crecimiento urbano de sus alrededores.
Mientras la ribera del East River presentaba un desarrollo urbano muy importante, el resto del Condado de Kings mantenía su plácido aire rural, un tanto aislado de la frenética actividad del norte costero. Solamente en 1852, se producirá un cambio, cuando la parte este del Town de Flatbush se segrega y se convierte en el nuevo Town de New Lots. El crecimiento urbano de esta zona se había producido al amparo del ferrocarril que unía Brooklyn con el sur de Queens (concretamente con el Village de Jamaica).
En 1854, la City de Williamsburg y el Town de Bushwick se anexionan a Brooklyn, que amplió su territorio considerablemente, organizándolo por distritos (el núcleo original, aunque siguió denominándose Brooklyn, se convirtió en el distrito oeste (Western District o WD) y el resto constituía el Eastern District o ED.
Y entonces, se declaró la Guerra de Secesión (1861-1865).

Brooklyn, la consolidación de la ciudad “gemela”
Tras el final de la Guerra de Secesión, Brooklyn retomó su frenético desarrollo, que tuvo un extraordinario impulso tras la apertura en 1883 del Puente de Brooklyn (Brooklyn Bridge). Brooklyn comenzó a ser conocida como la “ciudad gemela” de Nueva York, gracias al soneto "The New Colossus" (el nuevo coloso) que escribió la poeta Emma Lazarus en 1883, dedicándolo a la Estatua de la Libertad en el que hacía una analogía con el antiguo Coloso de Rodas (la estatua sería inaugurada en 1886 y en ella sería grabado el poema). En el poema se dice “The air-bridged harbor that twin cities frame” (el Puerto de aéreos puentes, que las ciudades gemelas enmarcan).
En 1873 se inaugurará una de las joyas de Brooklyn, el Prospect Park, diseñado por Frederick Law Olmsted y Calvert Vaux (quienes previamente habían concebido el Central Park de Nueva York). Prospect Park es un hito en la historia de la Arquitectura del Paisaje.
Brooklyn continuaría anexionando el resto de Towns del condado, llegando a convertirse, durante buena parte del siglo XIX, en la tercera ciudad más poblada de los Estados Unidos. La primera agregación fue New Lots en 1886. En 1894, se unirá con Flatbush, New Utrecht y Gravesend para finalmente anexionar Flatlands en 1896. Desde ese momento el territorio del Condado de Kings coincidiría con Brooklyn.
Esquemas sobre la evolución administrativa del Condado de Kings, que finalmente, tras las anexiones coincidiría con la ciudad de Brooklyn.
La ciudad experimentó un crecimiento explosivo con el impulso de los ferrocarriles y la propagación de la industrialización en las zonas de Bay Ridge y Sunset Park. En ese  momento, Brooklyn era un territorio en el que convivían unas áreas fuertemente urbanizadas (en el norte) y zonas que todavía se encontraban muy poco ocupadas conservando su aire rural, aunque los trazados de infraestructuras (viarias y ferroviarias) estaban anticipando su destino.
Las estribaciones centrales, que formaban la línea teórica que separaba el norte del sur de Brooklyn, y donde se ubicaban el Prospect Park, el Greenwood Cemetery y el Cemetery of the Evergreens, marcaban la línea teórica de esa urbanización intensa de la zona norte. Desde estas estribaciones hacia el sur, solamente New Utrecht y Flatbush comenzaban a urbanizarse por el impulso de las líneas ferroviarias que estructuraban el territorio. En la parte sur, todavía predominaban los espacios naturales como las marismas del occidente de Jamaica Bay y Coney Island.
Brooklyn en 1888 con la urbanización concentrada en la parte norte. Se pueden observar la situación de Prospect Park y Greenwood Cemetery en el centro del territorio y las principales vías ferroviarias.
El núcleo urbano de la colonia de Gravesend era una de las pocas zonas ocupadas de la parte meridional del Condado de Kings. Pero la cercana playa de Coney Island, que todavía mantenía su carácter insular (lo acabaría perdiendo al ser unida a Long Island años después), suponía un fuerte atractivo para la población gracias a las infraestructuras viarias y ferroviarias trazadas, que le proporcionaban una gran accesibilidad. En su primer contacto con la urbanización, la pequeña isla meridional tuvo éxito como balneario y lugar de recreo para la alta sociedad (incluso llegó a tener varios hipódromos). Pero con el tiempo, se fue transformando en un lugar de entretenimiento para las clases medias y bajas, adquiriendo mala fama debido a la proliferación de locales para juegos de azar y prostitución. Finalmente, el turismo de lujo desaparecería frente a la propuesta de parques de atracciones populares que convirtieron a Coney Island en un destino para las masas neoyorquinas.
Brooklyn en 1898. Se aprecia la intensa urbanización de la parte norte (Brooklyn original y Bushwick) y de la zona este (New Lots). En el oeste se observa el comienzo de la urbanización de New Utrecht, mientras que el resto del territorio se encuentra “marcado” por las infraestructuras viarias y del ferrocarril pero con una urbanización solamente incipiente. Es destacable la direccionalidad que surge hacia Coney Island en el sur.
El crecimiento urbano de Brooklyn se realizó mayoritariamente sobre trazados ortogonales que creaban retículas de manzanas rectangulares, pero su orientación variaba en cada zona (por cuestiones topográficas, por razones históricas de las Colonias/Towns, porque siguieran los trazados previos de las infraestructuras o por aprovechamiento inmobiliario) de forma que la visión de la trama de Brooklyn es la de una gran colisión de trazados similares pero que, al orientarse de forma diferente, se desarticulan, generando líneas de “choque” de intensa fricción. Estas líneas coincidieron generalmente con las grandes vías que estructurarían la ciudad. No obstante, durante el siglo XX hubo importantes variaciones en la jerarquía viaria con la aparición de nuevos puentes, túneles y la creación de las autopistas que surcarían el territorio.


Pero a finales del siglo XIX, el gran Brooklyn perdería su autonomía. En 1898, fue incorporado a Nueva York como uno de sus 5 boroughs. Entonces se inició una historia conjunta que será objeto de análisis en otra ocasión.
Nueva York y sus cinco boroughs en 1906,  con el territorio de Brooklyn destacado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

urban.networks.blog@gmail.com