6 jul. 2013

Cuando el lado oscuro de Nueva York era verde y apacible: El Bronx antes de la anexión.

Detalle de la vista de pájaro de Nueva York publicada en 1907 por August R. Ohman. Arriba el Bronx, a la izquierda Manhattan y debajo, Queens.
Confundir una parte con el todo es un error. Cuando durante la segunda mitad del siglo XX, la parte suroeste del Bronx se convirtió en la antesala del Infierno, perjudicó la imagen de un extenso distrito que, en muchas zonas, seguía siendo un territorio apacible y atractivo.
El South Bronx era el lado oscuro de Nueva York, con unos índices de criminalidad tan elevados que llegó a considerarse uno de los puntos más peligrosos del planeta. En la actualidad, la situación ha cambiado y la ciudad está recuperando un espacio que cuenta con indudables valores.
Hasta las décadas finales del siglo XIX, la región era un extenso territorio, mayoritariamente agrícola y boscoso, verde y tranquilo, con zonas, como Riverdale o City Island, que eran (y son) destino de las clases altas neoyorquinas. Durante varios siglos formó parte en el Condado de Westchester hasta que, con la integración en Nueva York, el Bronx iniciaría un nuevo rumbo muy diferente.
El Bronx es el único borough continental de Nueva York, ya que los otros cuatros se asientan sobre islas: Manhattan, Long Island (Brooklyn y Queens) y Staten Island.


Hasta las décadas finales del siglo XIX, el Bronx fue poco más que una apacible zona de granjas y pequeños asentamientos urbanos. Pero la construcción del ferrocarril aceleró su urbanización, vinculada al desarrollo de la vecina Nueva York, ciudad en la que acabaría integrándose.
Hasta entonces el territorio que actualmente forma el Condado/Distrito del Bronx pertenecía al Condado de Westchester. El primer asentamiento europeo llegó en 1639 promovido por los holandeses. En ese año, el inmigrante escandinavo Jonas Bronck, que acabaría proporcionando la denominación a toda la zona, construyó la primera granja de la región.

El lugar físico del Bronx: Nueva York continental.
El Bronx es la única parte de la ciudad de Nueva York que se encuentra en ”tierra firme”.
Se compone, a grandes rasgos, de dos sectores bien diferenciados geográficamente, separados por el rio Bronx que discurre por la parte central en dirección norte-sur. La región del oeste presenta terrenos firmes, ondulados, boscosos y con ciertas alturas, mientras que, en cambio, la oriental es una zona más llana, con abundantes marismas y suelos pantanosos (que en su mayoría serían rectificados y aprovechados para la urbanización).
El límite norte es el único “terrestre” y separa el Bronx del Condado de Westchester. El resto son “fronteras” acuáticas: por el oeste el territorio está delimitado por el Hudson River y el Harlem River, por el sur por el East River, y por el este por el Long Island Sound.
La parte noroccidental (Riverdale) es la prolongación montañosa natural de los Altos de Manhattan, que quedaba separada de la isla por el antiguo Spuyten Duyvil Creek, donde desembocaba el antiguo Tibbetts Brook. Estos arroyos desaparecieron tras la rectificación del rio Harlem y de la “isla” de Marble Hill.
En el extremo opuesto, en la zona nororiental, se encuentra la desembocadura del Hutchinson River, con la península de Pelham y la City Island. El conjunto, conocido como la bahía de Pelham acoge la extensa área natural de Pelham Pay Park.
El centro está determinado por la presencia del Bronx River que recorre el área desde el norte hacia el sur. El suroeste es la zona más  compacta mientras que en el sureste es donde aparecen los terrenos más pantanosos, sobre todo en el entorno del Westchester Creek.
En general, el sur y el este presentan un perfil complejo de encuentro entre tierra y agua con grandes recortes, entrantes y salientes. En el sur destacan cuatro pequeñas penínsulas o cabos muy particulares (Hunt's Point, Clason's Point, Screvin's Neck y Throg's Neck)
La topografía del Bronx revela algunas claves de su urbanización. El Tibbets Creek que desembocaba en el Spuyten Creek (antes de la remodelación del Harlem River), en el centro el Bronx River y a la derecha las marismas que acompañaban al Westchester Creek y al Hutchinson River. La zona occidental, de relieve ondulado y boscoso contrastaba con la oriental, más llana y pantanosa. El rio Bronx ejercía de frontera entre ambas.
Las primeras colonias del sur continental de Westchester County.
Durante la primera mitad del siglo XVII, Nueva Holanda fue colonizando su territorio implantando diferentes asentamientos. El principal era Nueva Amsterdam (futura Nueva York) y su desarrollo atraería mucha inmigración tanto a la propia ciudad como a su entorno. Al norte de la isla de Manhattan, ya en territorio continental, fueron asentándose colonos con un carácter diferente al que se iba produciendo en otras áreas, como Brooklyn. Mientras que en éstas la colonización se realizó con pequeña granjas más o menos agrupadas, en el continente se crearon mayoritariamente, grandes latifundios promovidos por colonos adinerados.
La región del futuro Bronx recibió colonos holandeses a partir de la década de 1630, en los cincuenta comenzó la colonización inglesa y en 1664 toda la zona pasó definitivamente a manos británicas. 

Bronx (1639)
En 1639, Jonas Bronck adquirió a los indios una extensa superficie de terreno situada entre el Harlem River y el Bronx River. Instaló su granja en las proximidades del Bronx Kill, el estrecho cauce que une el rio Harlem con el East River por el norte de Randall's Island.
Este “Bronx” inicial desaparecería absorbido por otros núcleos urbanos más pujantes pero dejó un rastro importante en la etimología de la región. Esta zona fue conocida por los ingleses como Bronck's Land y la deformación del apellido del primer colono quedaría como nombre del río y finalmente de todo el distrito del Bronx.

Yonkers (1645)
En 1645, el director general de la Compañía Holandesa de las Indias Occidentales realizó una concesión de una gran extensión de terreno (97 km²) a Adriaen van der Donck, el cual era conocido como Yonkheer.
Esta palabra holandesa es la unión de dos términos, Yonk y Heer, que significan joven y señor, ésta última en un sentido similar a la palabra inglesa lord, es decir un señor distinguido. Este título era recibido por los hijos de los nobles que eran los poseedores de la distinción de Lord o de Heer. De allí viene la derivación al inglés de Yonker´s, terrenos del joven señor, y que finalmente se convirtió en la denominación para toda la zona.
Donck levantó una granja con un molino y un aserradero de madera en la desembocadura al rio Hudson del Nepperhan Creek (también conocido como Saw Mill River). Durante los siguientes doscientos años, Yonkers se mantuvo como un pequeño asentamiento agrícola con su incipiente actividad industrial maderera muy dependiente del comercio fluvial.
Aunque finalmente, el núcleo y gran parte de lo que acabaría convirtiéndose en el Town de Yonkers, permanecerían en el Condado de Westchester, la parte sur de ese territorio sí se integraría en el futuro Bronx.

Westchester (1654)
El británico Thomas Pell compró un extensísimo terreno (20.000 hectáreas) a los indios nativos en 1654, implantando ese mismo año un primer asentamiento en el punto donde el Westchester Creek comienza a ser navegable (ese núcleo inicial acabaría denominándose Westchester). Este hecho generó una fuerte disputa legal entre los holandeses y los británicos, que encontraría su solución tras el conflicto entre ambos países, que se saldó con el dominio de toda la zona por parte de la Corona.

Pelham (1654)
Dentro de esa extensa región propiedad de Pell, destacó otra área situada en las riberas del rio Hutchinson, ocupando una parte interior del continente y  prolongándose en una península afilada que se adentraba en el Long Island Sound.
Thomas Pell  la llamó Pelham en honor a su tutor, Pelham Burton. Con ese nombre se implantó allí otro asentamiento. No obstante, Pelham no se convirtió en Town independiente hasta 1788 (y su territorio incorporó también la City Island).

Eastchester (1664)
La aparición de un nuevo asentamiento al noreste del primero que había fundado Thomas Pell acabó fijando las denominaciones de ambos en clave geográfica. El primero sería conocido como Westchester por encontrarse al oeste, mientras que el nuevo pasaría a llamarse Eastchester dado que se encontraba en la zona oriental. Chester es una denominación común en Inglaterra, utilizada para designar a los municipios desde época medieval.
Eastchester fue un asentamiento fundado por diez familias procedentes de Connecticut en 1664 a las que Thomas Pell vendió parte de sus terrenos para que se asentaran. El lugar escogido tenía ya un sitio en la memoria de la población puesto que años atrás había servido de refugio para Anne Hutchinson y su familia, cuando en 1642 tuvieron que huir de las persecuciones religiosas de Nueva Inglaterra. Allí, la disidente religiosa y su familia fueron asesinadas por los indios. El rio Hutchinson se denomina así en su honor.

El recorrido del Boston Post Road en su inicio neoyorquino (hasta New Haven). 
El Kings Road / Boston Post Road
Una de las claves de la implantación y desarrollo de los asentamientos descritos fue la existencia del entonces denominado Kings Road, el camino que unía Nueva York con Boston.
Boston era la ciudad principal de Nueva Inglaterra, la región nororiental de los Estados Unidos en la que se instalaron los primeros colonos británicos desde la década de 1620. Conforme Nueva York fue adquiriendo peso comercial y político, la conexión terrestre entre ambas ciudades fue de vital importancia. El camino pasó a denominarse Boston Post Road tras la independencia de los Estados Unidos.
Desde el Nueva York de entonces partían dos ramas. La primera, la más antigua, recorría la isla en dirección norte para atravesar el arroyo Spuyten Duyvil Creek (primero en barca y a partir de 1693 por el King’s Bridge) y dirigirse hacia Eastchester atravesando el rio Bronx por el Williams Bridge. La segunda ruta es posterior y atravesaba inicialmente el Harlem River con transbordador para dirigirse hacia Morrisania, West Farms e Eastchester.
La creación del Condado de Westchester (1683)
La creación del Condado de Westchester (producida en 1683, como uno de los doce condados históricos en la constitución de la provincia británica de Nueva York) fue, como se ha visto, posterior a la colonización de la zona, que había comenzado años atrás por el sur de la región.
La pujanza del primer núcleo fundado por Thomas Pell llevó a otorgar su nombre a todo el Condado (Condado de Westchester) y a convertirse en su “capital”.
Paradójicamente, el núcleo urbano de Westchester quedó dentro de la parte del Condado que se segregó para ser anexionada a la ciudad de Nueva York. Es decir, la “capital” del Condado  se veía fuera de su región y absorbida por la City. En consecuencia, aunque el Condado de Westchester mantendría el nombre, se vería obligado a trasladar su capital a White Plans.
Condados históricos de la Provincia Británica de Nueva York en 1683. 

La consolidación urbana del sur de Westchester, entre las dos Guerras (1783-1865).
La Guerra de Independencia tuvo consecuencias para la parte sur del Condado de Westchester. Primero por encontrarse entre “dos fuegos” ya que los independentistas que controlaban la zona de Manhattan se enfrentaron allí a las tropas británicas que venían de Nueva Inglaterra o Long Island. Segundo porque las grandes propiedades de la zona solían pertenecer a destacados miembros leales a la Corona británica y tras la independencia, sus fincas fueron expropiadas y, en algunos casos, subdivididas para ser entregadas a la población.
No obstante, pronto se recuperó la apacible vida de la zona. Solamente en el sur de la región, en las riberas del rio Harlem y del East River se notaba la presión urbanizadora de una Nueva York que crecía de forma exponencial. Esta influencia potenció la llegada de nuevos inmigrantes que, vinculados laboralmente a la industria y comercio de Nueva York, no podían acceder a residir en Manhattan. El sur del Condado de Westchester fue consolidándose rápidamente gracias fundamentalmente a la construcción del ferrocarril.
La importancia de los nuevos municipios fue reconocida finalmente al dotarles de carta de naturaleza independiente. Fue el caso de West Farms que recibió en 1846 su acta de municipio (Town) segregándose del territorio matriz. En 1855, Morrisania siguió el mismo camino

Infraestructuras y dotaciones urbanas como motores del desarrollo.
La primera mitad del siglo XIX asistió a la creación de diferentes infraestructuras motivadas por  las necesidades de Nueva York y que afectaron de forma importante al territorio del futuro Bronx.
La primera de ellas fue el sistema de abastecimiento de agua para la “gran manzana”. El agua potable en Nueva York se convirtió pronto en un problema. Los cauces que circundan Manhattan tienen sus aguas saladas y por ello la población obtenía el agua dulce de manantiales, pozos o cisternas en las almacenaban el agua de lluvia. Pero el extraordinario crecimiento de la ciudad, aumentó las necesidades a la vez que contaminaba las fuentes existentes en la isla. Para solventar la cuestión, se construyó entre 1837 y 1842 un sistema de captación y distribución de aguas que partía del embalsado del rio Croton (al norte del Condado de Westchester). La gran obra de ingeniería se apoyaba en el Croton Aqueduct que conducía el agua a lo largo de 42 kilómetros hasta el Croton Reservoir (que estuvo localizado en la Quinta Avenida entre las calles 40 y 42, donde ahora se ubican la New York Public Library y el Bryant Park). Este sistema de distribución de agua influiría en el desarrollo del área noroccidental del Bronx.
Por otra parte, en 1841 se trazó la línea ferroviaria que partía de Nueva York hacia el norte, la New York and Harlem Railroad. Con esta infraestructura, la parte central del Bronx pasó a estar muy bien comunicado con la ciudad principal. Esta línea ferroviaria fue una de las primeras de Nueva York e impulsó la aparición de nuevos asentamientos a lo largo de su recorrido (como Wakefield, por ejemplo )
En 1863, las verdes colinas y los bucólicos paisajes del norte del Bronx fueron elegidos para albergar el Woodlawn Cemetery, uno de los grandes cementerios neoyorquinos, que se extiende la lo largo de 160 hectáreas.

West Farms (1846)
Con el empuje proporcionado por la construcción del ferrocarril, aquellas granjas que se encontraban en la zona oeste de Westchester, asistieron a un proceso de urbanización acelerado, forzando su segregación como zona administrativa independiente. En 1846 se constituyó el Town de West Farms segregándolo del Westchester original.
En su interior, al norte, fue desarrollándose un nuevo núcleo, Fordham, que si bien no llegó a alcanzar el reconocimiento de municipio independiente si logró un peso específico dentro del territorio sur de Westchester.

Morrisania (1855)
Dentro del nuevo Town de West Farms, se encontraba la gran propiedad de la familia Morris, saga familiar notable entre la que se encuentran varios personajes relevantes en la independencia de los estados Unidos. Hasta 1840, el territorio se encontraba prácticamente desocupado pero con la llegada del ferrocarril la situación cambió radicalmente.
Gouverneur Morris Jr. (hijo de uno de los “padres fundadores” de los Estados Unidos) vendió en 1848 parte de su propiedad, primero para permitir el paso del ferrocarril que, desde Nueva York se dirigía hacia el norte y también para la implantación de un pequeño núcleo urbano colindante a las vías del tren que recibió el nombre de Morrisania Village en reconocimiento a la familia que había sido propietaria de esos terrenos.
Este asentamiento creció extraordinariamente hasta convertirse en un municipio independiente en 1855, cuando se constituyó el Town de Morrisania.
El Annexed District de 1874.

Del “Distrito Anexo” (Annexed District, 1874) al Borough de Nueva York (The Bronx, 1898)
El final de la Guerra de Secesión, aceleró los procesos urbanos en el Bronx. A los Towns constituidos años antes del conflicto (West Farms en 1846 y Morrisania en 1855) se le sumó uno nuevo, Kingsbridge.
Kingsbridge (1873)
El núcleo de Kingsbridge había surgido en el entorno del Puente de los Reyes (Kings Bridge) que había sido construido en 1693 para salvar el arroyo Spuyten Duyvil Creek y conectar Manhattan con el continente. Ese puente sería fundamental en las rutas comerciales y postales entre Nueva Inglaterra y Nueva York.
Kingsbridge pertenecía administrativamente al Town de Yonkers, cuando se segregó de su matriz, aunque su independencia duraría poco.
Annexed District (1874)
En 1874, los Towns de West Farms, Morrisania y Kingsbridge, es decir, la parte occidental del actual Bronx fueron segregados del Condado de Westchester e integrados en el Condado de Nueva York. Además, la anexión incluyó también las zonas rurales de Riverdale, que pertenecían al Town de Yonkers.
Este territorio se conectó con Manhattan en 1887 a través de la extensión de la 3ª avenida, llevando consigo el Elevated que facilitó un acceso fácil y rápido entre Morrisania y Manhattan.
Tras la anexión de la zona a la ciudad de Nueva York, surgieron los grandes parques del Bronx. En 1888, la gran propiedad que la familia Van Cortland tenía contigua al cementerio fue vendida a la ciudad de Nueva York (la zona ya se había integrado en la ciudad) y se diseñó el extraordinario Van Cortland Park (con sus 464 hectáreas). Poco después nacería otro gran parque, el Bronx Park que incluye el Jardín Botánico de Nueva York (1891, con sus 100 hectáreas) y el Zoo principal de la ciudad (abierto en 1899 con sus 107 hectáreas)
El Grand Concourse, ubicación e imagen actual.
Otro de los grandes espacios urbanos que nacería en esa época es el Grand Concourse, el extraordinario bulevar que concibió el ingeniero francés Louis Risse y comenzó a construirse en 1894. La idea era crear un gran paseo al estilo de los Campos Elíseos de París (siguiendo las ideas del City Beatiful Movement, pujantes en ese momento). El Grand Concourse tiene 6 kilómetros de largo y unos 55 metros de anchura y es la espectacular pieza urbana que cose de norte a sur el occidente del Bronx.

El Bronx en 1891. En rojo la delimitación. En azul los cauces fluviales (de izquierda a derecha, Tibbets Creek, Bronx River, Westchester River y Hutchinson River). En marrón la línea ferroviaria New York and Harlem Railroad.
The Bronx (1898)
En 1895 (tres años antes que Brooklyn, Queens y Staten Island) se transfirió el resto oriental de la margen derecha del Bronx River.  
La delimitación norte de esta zona oriental pretendía seguir la línea recta marcada por el Annexed District, pero fue adaptada a la realizad de la zona. Por ejemplo al extenderse hasta llegar a las edificaciones del núcleo de Mount Vernon que quedó fuera. La línea recta fronteriza dividió el Town de Pelham, dejando el núcleo dentro del Condado de Westchester pero no así gran parte de su territorio, fundamentalmente la península que pasaría a formar parte de Nueva York.
En 1898, al crearse el Greater New York con la anexión del resto de distritos, el Bronx tomó entidad (y nombre propio) consolidándose como un borough de la ciudad, aunque dentro del Condado de Nueva York. Esta situación administrativa varió en 1914, cuando el distrito se separó del Condado de Nueva York para formar uno propio, el actual Condado del Bronx que coincide con el borough.


La integración propició el rápido desarrollo del distrito, convirtiéndose en lugar de residencia para una población creciente a la vez que fue soporte de una fuerte industrialización, con lo que el Bronx evolucionaría con un nuevo rumbo.
Nueva York y sus cinco boroughs en 1906, con el territorio del Bronx destacado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

urban.networks.blog@gmail.com